FOTOS Y REPORTAJES DE CIUDADES DE EL SALVADOR

Inicio

Citala, Chalatenango

Publicado el 16 Ee enero Ee 2012 a las 6:20



Citalá es un municipio del departamento de Chalatenango, está limitado al norte por la republica de Honduras; al este por el municipio de San Ignacio; al Sur por los municipios de La Palma y Metapán (Santa Ana); y al oeste, por el municipio de Metapán. Se encuentra ubicado a 92 kilómetros de San Salvador llegando sobre la carretera Troncal del Norte; según el censo oficial de 2007 tiene una población de 4,164 habitantes, cubre un área de 79.36 km² y la cabecera tiene una altitud de 715 msnm.




El municipio es regado por los siguientes ríos: Jupula y Nunuapa (que sirven de limite con el municipio de La Palma), Pomola, Cipresal, Shushula, Lempa, Colchó; existen además Los Pantanos de El Carrizal y Los Planes.




Para su administración Citalá está dividido en la zona urbana en los barrios San Antonio, El Tablón, San Francisco, Concepción y El Poy; en la zona rural se divide en 8 cantones y 31 caseríos, siendo ellos:

  • Lagunetas: Las Quebradas, El Hornito, Los Higueros
  • Los Planes: El Ocotillo, San Silvestre, Plan Grande
  • Llano de la Virgen: Pie de la Cuesta, El Jocotillo, Guantol, Teosinte, Chacalapa, Salguazapa
  • San Ramón: Tichan, Cerro Negro, Las Minas, Los Amates, El Terreno, Los Guayotes, La Lima
  • San Lorenzo: Hacienda Vieja, El Chilo, El Otro Llano
  • San Francisco: Tierra Blanca
  • Talquezalar: Valle Nuevo, El Socorro, Peñasco Blanco, El Tendal, Casita
  • Gualcho: Chagüitón, Plan del Rancho, La Cuestona





HISTORIA DE CITALÁ

Orígenes




Esta antiquísima población formó parte en tiempos muy remotos del misterioso país oriental llamado en las crónicas Huehuetlapallan, Hueytlató o primitiva Tula.




En la segunda mitad del siglo XI fue incorporada en el área del reino de Payaquí, fundado por el anciano y venerable Topilzín Acxitl y a partir de esa época se produjo un fuerte cruzamiento entre los mayachortis nativos y los tultecas emigrantes. Ese cruzamiento era tal en los albores del siglo XVI, que los habitantes de Citalá no hablaban ni el chorti ni el náhuat, sino un dialecto: el aIagüilak.




Los antiguos maya-chortis llamaban a esa población Kujkaijá y al traducir ese nombre al náhuat los tultecas le llamaron Citalá. Kujkaijá significa "río de estrellas", pues proviene de kujkai, kujk' ai, estrella, lucero; y, agua, río. Citalá significa igualmente "río de estrellas", ya que proviene de cítal, estrella; y a, at, agua, río.



La conquista




En el orden político, a la llegada de los españoles a estas latitudes, Citalá era pueblo feudatario del galelo jefe supremo de Copán. La región indicada fue sometida al real dominio español por los conquistadores Hernando de Chávez y Pedro Amalín, quienes lograron asaltar la ciudad de Copán después de un prolongado sitio y de recios combates.




El rey o galel de Copán logró huir de la masacre y fue a establecer su cuartel general en la fortificada ciudad de Citalá. Aquí presentó infructuosamente su última y heroica resistencia a los rubios invasores de ultramar.




Las guerras de la conquista mermaron considerablemente su población. En 1,550, la antigua gran metrópoli maya-chorti apenas tenía unos 800 habitantes.



Época Colonial




Según el alcalde mayor de San Salvador don Manuel de Gálvez Corral, en 1740 San Francisco Citalá contaba tan sólo con 22 indios tributarios o jefes de familia, es decir con unas 110 almas de población. El pueblo tenía "por frutos, maíz, gallinas, miel de colmena y brea".




El arzobispo don Pedro Cortés y Larraz refiere que en 1770 el pueblo de Citalá era anejo del curato de Tejutla y que su poblacion totalmente indígena estaba representada por 167 personas distribuidas en 27 familias. Hablando de estos indios dice Su Señoría que son "dóciles y atentos" y de "muy buen modo". "Son -agrega- los que se han encontrado hasta aquí más bien criados, y todos tuvimos mucho gusto en haberlos visto y tratado".




Ingresó en 1786 en el partido de Tejutla. Informa el corregidor intendente don Antonio Gutiérrez y Ulloa, que en 1807 su principal cosecha era la de azúcar y que estaba situado en el camino real para Comayagua (Honduras).



Otros sucesos




De 1824 (12 de junio) a 1833 (13 de mayo) perteneció al departamento de San Salvador; de 1833 (13 de mayo) a 1833 (21 de octubre) al departamento de Tejutla; de 1833 (21 de octubre) a 1835 (22 de mayo) al departamento de San Salvador; de 1835 (22 de mayo) a 1855 (14 de febrero) al departamento de Cuzcatlán; y a partir de esta fecha al departamento de Chalatenango. En 1890 su población ascendía a 1,850 habitantes.



Título de Villa




En documentos de 1890 figura Citalá con el simple título de pueblo, pero en un documento de octubre de 1892 se le menciona ya con el rango de villa, jerarquía que alcanzó durante la administración del general don Carlos Ezeta.



Reducción de su jurisdicción




Del 19 de febrero de 1845 al 7 de marzo de 1846 formó parte de su jurisdicción el valle metapaneco de Montenegro, que en esta última fecha se le segregó definitivamente.




Por Ley de 29 de abril de 1925 se segregaron del municipio de Citalá y se incorporaron en el de Metapán los cantones de Camulián y Las Pavas.



Arqueología




En las faldas del cerro Inciensal, a 22 km. al oeste, existen las ruinas de una antigua población indígena.




Actualmente Citalá es muy conocido por formar parte de la llamada Ruta Artesanal, además es un lugar de alto tráfico comercial debido a que limita con Honduras, siendo la Frontera de El Poy un sitio de entrada y salida de diversas mercancías, principalmente frutas y verduras. Posee comunicación con la ciudad de Metapán por carretera al momento de tierra, pero que será asfaltada en el futuro, en autobus lo lleva la ruta 463, que puede tomar en ambas ciudades.




Para entrar a Citalá, una vez se ha llegado a sus límites, debe abandonar la carretera que lleva a la frontera y desviarse a la izquierda, accede por un puente de un solo carril, teniendo cuidado de no pasar si otro carro sale de la ciudad; una vez lo transita quedan pocos minutos para llegar a la zona urbana; posee calles adoquinadas y de cemento, sus viviendas son de estilo mixto, aunque tiene muchas viviendas de adobe, bahareque y techos de teja; en su periferia puede ver estructuras modernas. Su gente disfruta de la cercanía del Río Lempa para disfrutar en familia.




La iglesia colonial de Citalá, también conocida como Iglesia del Pilar, es una joya arquitectónica que fue construida con un estilo neoclásico en 1804 y remodelada en 1892, siendo una de las más antiguas en el departamento y el país, en su interior hay imágenes coloniales y documentos parroquiales del siglo 18. En el parque, ubicado frente a la entrada principal de la iglesia parroquial, se encuentra una cruz que data del año 1892.




Citalá es una ciudad de muchas costumbres y tradiciones, posee fuerte fervor religioso; las fiestas principales en Citalá son celebradas en honor a San Francisco de Asís, del 3 al 4 de octubre y del 30 de noviembre al 8 de diciembre en honor a la Inmaculada Concepción.




Citalá está ubicado a 95 km de la Ciudad de San Salvador. Si decide ir en autobús el recorrido puede tardar hasta 2 horas y 45 minutos, a través de la ruta 119 que puede abordar en la Terminal de Oriente y conduce hasta El Poy, posteriormente debe tomar el desvío hacia la izquierda sobre el río Lempa y llegará hasta la iglesia y el parque. Puede viajar en automovil liviano, sin embargo se recomienda no sobrecargarlo y llevar buen sistema de frenos, pues al retorno las pendientes son bastante inclinadas; el recorrido se hace en 1 hora y 45 minutos por la carretera Troncal del Norte. Visite Citalá en Chalatenango, goce de su rico clima y conozca otro bello lugar de nuestro El Salvador.



Fuentes:

  1. Wikipedia
  2. FISDL
  3. Documento: Caracterización Municipal Citalá, PRESANCA, 2006
  4. enchalate.com

Categorías: Turismo, Historia, Cultura

Añade un comentario

¡Vaya!

Oops, you forgot something.

¡Vaya!

Las palabras que has introducido no coinciden con el texto. Inténtalo de nuevo.

Already a member? Iniciar sesión

1 Comment

Responder Myrna Portillo
14:12 Eel 28 Ee agosto Ee 2014 
Que bonito esta citala acabo de benir de aya.....